Gksdi

Image and video hosting by TinyPic

Ahí lo tenía.

Sí; ahí estaba aquello que siempre anhelé.
Aquello que siempre quise.
Aquello que deseé con un ansia semejante a la de un sediento en un desierto
africano alejado de la mano de Dios.

Y entonces fue cuando lo eché a perder;
cuando no lo cogí y lo dejé pasar,
cuando me arrepentí por no sostenerlo entre mis desesperadas manos.

Y ahora...
Y ahora soy una mera pasajera de la vida. Pasé de protagonista a observador.















Quizá lo más triste de mi situación, es que, en estos momentos, para mí, carece de relevancia la totalidad de lo que siempre consideré importante .

2 Response to "Gksdi"

Porque no hay nada que supere a la fantasía

Porque no hay nada que supere a la fantasía

Érase una vez...

Érase una vez...

Eres el visitante número...